Consejos para el Cuidado de la Piel Grasa

cuidado de la piel grasa

Para comenzar a explicar el cuidado de la piel grasa, es imprescindible entender primero la causa detrás de este tipo piel. En pocas palabras, la piel grasa es el resultado de una producción excesiva de sebo (una sustancia aceitosa que es producida naturalmente por la piel). Como es conocido por todos, el exceso de todo es malo, de modo que el sebo excesivo es malo también. Esto conduce a la obstrucción de poros de la piel, resultando en la acumulación de células muertas y por lo tanto la formación de espinillas y acné. Por otra parte, la piel aceitosa estropea el aspecto de la piel. Por lo tanto, el «cuidado de la piel grasa» es tan importante como el cuidado de la piel para otros tipos de piel.

Cuidado de la piel grasa

El objetivo fundamental es la eliminación de exceso de sebo o grasa de la piel. Sin embargo, los procedimientos para el cuidado de la piel grasa no deben conducir a la completa eliminación de aceite. El cuidado piel grasa comienza con el uso de un limpiador. Sin embargo, no todos los productos de limpieza para cutis graso van a funcionar. Se necesita un limpiador que contenga ácido salicílico es decir, un ácido beta-hidroxi que retarda el ritmo de la producción de sebo. La limpieza del cutis graso, debe realizarse dos veces al día (y más aún en condiciones de calor y humedad).

La mayoría de los productos del cuidado de la piel grasa son sin aceite (oil free), sin embargo, siempre es bueno revisar los ingredientes del producto, antes de que usted lo compre. Esto es especialmente importante si un producto está marcado como «apto para todo tipo de piel», en lugar de «producto para el cuidado de la piel oleosa». El cuidado de la piel grasa depende también del grado de grasitud, si no es demasiado graso, por lo que algunos de estos productos de belleza «propicio para todo tipo de cutis» puede trabajar para usted también. Para la piel extremadamente grasa, sólo los productos para el cuidado de la piel grasa u oleosa son los adecuados. Su rutina de cuidado de la piel grasa puede incluir una loción tónica a base de hierbas astringentes (para una piel muy grasa). Este puede ser el segundo paso en el cuidado de la piel aceitosa es decir, justo después de la limpieza de rutina. Sin embargo, el tónico excesivo puede dañar su piel.

El siguiente paso en la rutina de cuidado de una piel grasa, puede ser una crema hidratante suave, pero lo recomendable es una emulsión o gel, ya que tienen menor contenido graso o carecen de él. Una vez más, el grado de grasitud de la piel determinará si es necesario incluir esto en su rutina de cuidado de la piel oleosa. Si decide incluir una crema hidratante, asegúrese de usar una que sea libre de aceite, cera y libre de todo tipo de lípidos.
También puede usar una mascarilla de arcilla (por ejemplo una vez a la semana) como medida de corrección del cutis graso.

En cuanto a los productos de cuidado de la piel grasa, puede que tenga que probar varios antes de llegar al que es realmente sea adecuado para su piel.
En caso de que estas medidas no den el resultado deseado, consultar a una cosmetóloga para que le aconseje y le dé un buen tratamiento. También podría consultar un dermatólogo, él podría prescribir los productos para el cutis graso más específicos como, la vitamina A, los retinoides, cremas de azufre, etc, que pueden ayudar a contrarrestar los problemas de la piel grasa.

Deja un Comentario

Acepto la política de privacidad *

Los datos que proporciones mediante este formulario serán tratados por Claudia L. Di Paola como responsable de esta web. La finalidad de la recogida de estos datos se realiza solamente para responder a tu comentario. Estos datos estarán almacenados en los servidores de Banahosting. Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión enviando un correo electrónico a https://belleza.opcionnatural.com/contacto/. Puedes consultar la información completa y detallada sobre privacidad en mi política de privacidad.